La Sífilis

Esta enfermedad infectocontagiosa de contacto sexual es causada por una bacteria llamada Treponema Pallidum. Es una de las ETS (Enfermedad de Transmisión Sexual) más comunes junto con la gonorrea y la clamidia. Su desarrollo puede ser lento y hasta desapercibido pero requiere de un control y tratamiento antibiótico adecuado para evitar complicaciones.

A871PC

Síntomas de la Sífilis:

Los síntomas de esta enfermedad pueden evidenciarse en un amplio período de tiempo (de 10 días a 3 meses posteriores al contacto, siendo lo más común dentro del primer mes) en el cual el paciente puede infectar a otras personas con quienes mantenga relaciones carnales, es por ello que ante cualquier duda se aconseja la abstinencia sexual hasta descartar la presencia de la bacteria en el individuo.

El desarrollo de la enfermedad se lleva a cabo por fases.

Primera etapa:

En la primera, el síntoma característico es la aparición de una ampolla indolora en las zonas genitales o también otras regiones como alrededor de la boca, la cual rápidamente se ulcera. Esta se conoce con el nombre chancro y dura aproximadamente entre 3 y 6 semanas. Su aparición puede ser única o múltiple.

Segunda etapa:

En la segunda fase de la enfermedad es frecuente encontrarse con erupciones en los extremos de los miembros como en las manos o los pies. Estas generalmente no producen picazón y eventualmente pueden estar acompañadas por dolor, inflamación de ganglios linfáticos, dolores de cabeza.

Continuando la etapa anterior el paciente ingresa en un período de latencia donde la enfermedad puede dejar de evidenciarse y pasar a ser silenciosa durante algún tiempo.

Tercera etapa:

En la tercer etapa las complicaciones son mayores y pueden afectar diversos órganos del cuerpo humano tal como el corazón, los ojos ó el cerebro. Puede, incluso, ocasionar la muerte.

¿Como curar esta enfermedad?

Para la cura de la enfermedad deben suministrarse antibióticos específicos para la bacteria en cuestión. Generalmente no es una dolencia difícil de erradicar pero sí es de vital importancia la atención médica y la abstinencia sexual durante el período del tratamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *